10.12.13

Odio a esa gorda

Hace tanto que no me pasab por aquí. Primero que nada voy a contarles todo lo que me ha pasado en los más de 8 meses de perdida.

Me enorgullece informarles que logré mi objetivo: he bajado 15 kilos y contando, llegué a los 50, pero para ser franca me sigo viendo con rollitos, igual es mi mente, pero no descansaré hasta llegar a los 45. No negaré que mi trabajo ha costado, y sí, he recurrido tanto a Ana como a Mia en un inicio, pero ahora es distinto, porque las veces que he recurrido a ellas han sido relativamente pocas y además hago ejercicio, ha sido lento, pero lo he logrado.

Referente a la carrera, me va bien, me siento contenta, han llegado oportunidades y giros que no imaginé, estoy completamente segura de lo que voy a dedicarme y he descubierto talentos que jamás imaginé tener.

Ahora viene la parte en la que explico el porqué del título: es una gorda detestable, ¡la idio como no tienen una idea!

Hay un tipo, ay, les juro que hace tanto que no me interesaba nadie de esa manera. La primera vez que lo vi pensé que se trataba de un maestro: ropa formal, maletín para compu, zapatos lustrados y esa voz, dios, esa voz de hombre... una voz grave y varonil, además de ser alto. Pronto descubrí que se trataba de un compañero. Por supuesto que me gustó desde el principio, pero igual solo fue un simple gusto, como si se tratase de cualquier tipo atractivo que uno se topa en la calle y no le tome importancia. Conforme pasaron los días le dije a unos amigos que me parecía atractivo y alguien me dijo que tenía novia, no le tomé importancia, de cualquier modo yo ni siquiera la hablaba y mi mente estaba en otras cosas.

Fue un día, antes de la clase que él se acercó a platicar conmigo, super inteligente, me encantó, dios, es que realmente es inteligente, sabe de casi cualquier tema, es realmente culto. Bueno, así comenzó, con el señor ''B'', debo señalar que él en ningún momento mencionó a la dichosa novia, al contrario, ni siquiera lo vi con ella antes. Y antes de seguir, cuando me entere de que tenía novia, por pura casualidad lo vi hablando con ella, pero como si se tratara de simples compañeros, ni siquiera de la mano, tan frios. Otra cosa, él era conocido por ser frío, serio y por tener siempre distancia con la gente, no había esperanzas de que tocara a alguien, ni a la novia. Y para finalizar las aclaraciones: ella es una vaca, es una gorda, yo soy Audrey Taotou y ella es Katy Bates, está gorda y usa ropa super pegada que hace notar sobremanera los rollos de su asquerosa espalda, tiene un enorme culo gelatinoso, a veces usa faldas de prostituta super cortas, celulítica, claro.                                                                                               

Entonces, aclarándolo todo, continuaré: me sacó plática, nos agregamos a FB, y en su información no aparecía que se encontrara en una relación, unas amigas que ya lo conocían y que además lo tenían desde antes entre sus contactos, me dijeron que con el perfil de ellas aparecía en una relación y solo con mi perfil no aparecía la relación. Conforme pasaron los días cruzábamos palabra cada vez más, hasta que un día, de la nada comenzó a molestarme por ser bajita y me abrazó por la espalda, le conté a una amiga y casi se va de espaldas porque ella lo conoce y dijo que jamás hizo algo semejante antes. Poco a poco creció la confianza, un día de la nada comenzó a hacerme cosquillas y la gente nos vio raro, por lo que ya les conté, a mi de hecho me desconcertó. Eso fue el inicio, porque entre clases se dedicó a hacerme cosquillas, alborotarme los cabellos, desatar las cintas de mis zapatos, robar mis bolígrafos, etcétera. Debo decir que tengo un amigo con el que siempre ando, pues él señor B comenzó a referirse a mi amigo de manera despectiva, de hecho un día después de que estuvieramos platicando con mi amigo preguntó estando a solas ''oye, yo pensé que este amigo de lentes, ¿cómo se llama?, Daniel, creo, pues, pensé que era tu novio'', no, no se llama Daniel y me pareció de lo más ridículo el cambio de nombre cuando lo mencionamos por lo menos 30 veces las dos horas que estuvimos converzando con él. Le respondí que no eramos más que amigos y sonrió.

No se como, pero pronto nos volvimos tan cercanos, platicando de los mas agusto, nuestros compañeros lo notaron, la manera de llevarnos tan bien, bromeando, molestándonos. Él un día, sin mas comenzó a utilizar adjetivos cariñosos conmigo, acariciarme la mejilla, tomarme la mano, sí, acariciarme las manos y sostenerlas entre las suyas. ¿Raro? Lo peor es que cada vez mas gente notaba ese tipo de actitudes, en otra ocasión, yo estaba hablando con un compañero y de la nada llegó y me tomó de la cintura con sus enormes manos, haciendo que me sobresaltara, el otro chico permaneció perplejo y entonces, se convirtió en un secreto a voces. Mis amigas me advirtieron, me dijeron que esa amistad era peligrosa, que estaba jugando con fuego. 

Entre tanto, un buen día, fuimos a resolver un asunto escolar, equis, el punto es que mientras esperábamos él se puso a molestarme como de costumbre y luego entre juegos de manos me atrapó técnicamente entre sus brazos, me abrazó, duramos bastante, no me soltaba, juro que las piernas me temblaron, estaba tan nerviosa. Luego, tomó la costumbre de jalarme hacia él y acomodar mi cabeza en su pecho para luego acariciarme el cabello. Pensé que eso iba a ser lo más fuerte, por así decirlo. Claro que no, porque luego de abrazos, otro día, estando solos y sentados uno al lado de otro: me besó, chicas y chicos, fue mi primer beso en mucho tiempo, ya había olvidado lo que era besar a un hombre, me sorprendió. Inmediatamente se disculpó, pero ¿qué creen?, a los 10 segundos ya estaba besándome de nuevo.


Hablamos largo y tendido de esto y aquello, que porque nos besamos, él me beso, yo fui casi ultrajada u.u. Fue larga la charla, me dijo que le gustaba mucho y me preguntó si yo le gustaba a él, le dije que no, necesitaba ver su reacción: su rostro se torno desconcertado y casi se le salen los ojos, finalmente le dije que si. Quedamos en un veremos, me contó sobre su anterior relación (con la gorda) y que terminaron por que ella era materialista, dinero, dinero, y ahora que no había, se molestó. La entiendo, ser tan gorda cuesta mucho dinero. Hablamos mucho, largo y tendido.

Cabe destacar que las piernas me temblaron cual fideos. Estuve en las nubes ese fin de semana, y en ese instante supe que cualquier chico del pasado había sido enviado con un boleto directo al olvido, porque ahora todo era el señor B, quien no era un chico, sino un hombre.
Una guerra conmigo misma dió inicio: seguir y ver hasta donde terminaría todo o solo olvidarlo. Juro que hice lo segundo, cada día me recordaba antes de topármelo que debía dejarlo de lado, pero él llegaba a abrazarme y acariciar mi cabello, a rodearme con sus enormes brazos... Jesús!, iré al infierno.

Fue tan incómodo, porque un mal día estaba ella en el mismo lugar que yo y él llegó directamente conmigo,  ahhhhhhhhhhhhhhhhhggggg, jodidamente incómodo, porque él no sabía que yo sabía que era ella la ex y ellos pretendían no conocerse y ah... incomodidad. Todo hubiese quedado así, a no ser porque la tipa comenzó a acuchillarme con la mirada cada que yo pasaba cerca.


La guerra dio inicio, era personal, yo contra esa gorda.

Trato de alejarme pero por una u otra razón estoy cada vez más cerca de él, cada día hay algo que nos une profesionalmente y también descubro amistades en común, gustos, costumbres, tanto...

No se si pensarme jodida o afortunada, estoy insegura, no quiero sufrir, no quiero que me rompan el corazón. Dejarme llevar o esperar a que se concrete o olvidarlo... ¿qué hago?

          

16.3.13

Cansada

Es irónico, siempre que vuelvo a sentirme mierda publico algo en este abandonado blog.
Si has leído mis entradas anteriores, supongo que ya te habrás dado cuenta de mis idas y vueltas en este universo. En verdad, lo digo en serio, lo he intentado, siempre trato de no pensar en lo negativo, de seguir hacia al frente.
Digo, tengo 21 años, no tengo hijos, estoy en la universidad, me encanta mi carrera, tengo amigos, familia, la vida de una chica común. Y sin embargo sigo sintiéndome vacía.  Salgo a la calle con una sonrisa, me rió  bromeo, abrazo a los que quiero y así, así la tristeza ha vuelto, hace semanas volvió, la duda regresó a mi vida. Estaba ahí, recostada en mi cama y viendo hacia la ventana, trataba de escribir (es a lo que quiero dedicarme)  escribir una línea mas de esa historia con la que pienso entrar a un concurso que se celebrará en junio; y entonces llegó la tristeza, quise releer mis viejos diarios y no pude evitar llorar. ¿Qué he hecho con mi vida?, ¿en qué momento deje de ser esa niña inocente y soñadora que solía ser?, no lo entiendo, en una parte de mi viejo diario decía '' amo mi vida, es perfecta, no necesito ni más dinero, ni belleza, tengo todo lo que quiero y hay personas que me aman'', y pensar que alguna vez me llegué a sentir tan llena, ahora eso es solo un sueño lejano.
 Quisiera volver el tiempo y evitartantas cosas, quisiera volver y nunca hablarle a la gente equivocada, quisiera volver y sonreirle a la persona que amo, quisiera...

Entonces me ví en el espejo, y de nuevo, de nuevo me sentí estúpida. Esa sensación de ''no importa, me veo hermosa'' se desvaneció y me dió asco mi cuerpo otra vez. Me siento tan gorda, tan asquerosa. Me odio por haber dejado pasar tanto tiempo y no cumplir mis metas solo por ''ser feliz con mi apariencia sin importar cual sea'', es una idiotez haber pensado que era posible dejar esto. Estoy cansada de luchar contra corriente, estoy cansada, y ahora no habrá vuelta de hoja, y para ser sincera: Mido: 1.52 mts y ahora peso 60 kg, he subido bastante, no se como ni cuando pasó, pero algo si les aseguro, en menos de un mes lograré llegar a los 50/49 por lo menos, si es que no logro bajar mas, y así hasta legar a los 45 :) .
Tienen derecho a llamarme gorda, lo merezco por idiota, lo merezco.




Y otra cosa, volví a ver al culpable de mi taquicardia, después de un año sin verlo y creyendo haberlo olvidado, me topo conél :(, entonces esos sentiemientos ocultos regresaron y comenzé a temblar toda nerviosa, esla primer y única persona que logra ponerme en ese estado: patético. Estoy harta de sentir amor por él, ya son más de seis años enamorada y eso cansa :(

Si ella pudo, yo también

Saludos y espero me cuenten como les ha ido.
Besos!!♥